¿Por qué son tan especiales los cojinetes plásticos autolubricados?

LarsButenschoen | 12 julio, 2019

← Todos los temas
Cojinete de diseño homogéneo con parámetros calculables fabricado con plástico de alto rendimiento.

Algunos ingenieros son reacios a considerar los cojinetes de plástico en sus diseños. Tal vez se hayan acostumbrado a los rodamientos de metal o bronce, o simplemente duden de la idoneidad del plástico para aplicaciones o entornos difíciles. No obstante, los cojinetes plásticos pueden soportar temperaturas extremas, cargas enormes y altas velocidades. Hay que conocer los pros y contras de las opciones disponibles. Los cojinetes plásticos autolubricados contienen lubricantes sólidos incrustados en pequeñas partículas del material homogéneo. En funcionamiento, este tipo de lubricantes reducen el coeficiente de fricción. No desaparecen como ocurre con la grasa o el aceite y, debido a la estructura homogénea, se distribuyen por todo el espesor de la pared del cojinete. A diferencia de una estructura en capas, todo el espesor de la pared de apoyo actúa como una zona de desgaste con propiedades deslizantes casi idénticas.

La mayoría de los materiales iglidur también contienen agentes de refuerzo que aumentan la resistencia a la compresión y permiten soportar fuerzas elevadas y cargas en los bordes.
Gracias a esta estructura, los cojinetes iglidur se pueden usar en muchos tipos de eje diferentes, incluso en los llamados ejes blandos (dependiendo de la carga). Por lo tanto, siempre se puede encontrar una combinación económica.
Los cojinetes de fricción iglidur fabricados con plásticos de alto rendimiento no se deben comparar con los cojinetes de plástico estándar. Al introducir los parámetros de aplicación, es posible calcular con precisión la vida útil de los cojinetes iglidur. igus ofrece el sistema experto, que consta de una base de datos especial en la que pueden introducirse cargas, velocidades, temperaturas y otros parámetros de la aplicación. Este sistema determina el cojinete plástico apropiado y su vida útil estimada a partir de datos obtenidos en el laboratorio de pruebas.

Los cojinetes compuestos se componen de varias capas. La capa de deslizamiento puede dañarse fácilmente por partículas extrañas o una manipulación inadecuada.

Los cojinetes plásticos iglidur representan el paso de un simple cojinete de plástico a un componente de máquina probado y disponible con especificaciones predecibles.

Ventajas de los cojinetes plásticos autolubricados

1. Sin lubricantes molestos: los cojinetes autolubricados contienen lubricantes sólidos que reducen el coeficiente de fricción y son resistentes a la suciedad, el polvo y demás impurezas.

2. Sin mantenimiento: los cojinetes plásticos pueden reemplazar a los cojinetes de bronce o metal y los cojinetes fabricados por inyección en casi cualquier aplicación. Su resistencia a la suciedad, el polvo y los productos químicos hacen de los cojinetes plásticos una solución que encarna el lema «instalar y olvidar».

3. Ahorro de costes: los cojinetes plásticos pueden reducir los costes hasta en un 25%. Se caracterizan por una alta resistencia al desgaste y un bajo coeficiente de fricción y, en muchas aplicaciones, pueden reemplazar alternativas más caras.

4. Bajo coeficiente de fricción y desgaste: gracias a su estructura, los cojinetes de plástico aseguran un bajo coeficiente de fricción y desgaste durante su vida útil. A menudo, los cojinetes plásticos duran más que los cojinetes compuestos de metal, cuya capa deslizante se daña, por ejemplo, por la suciedad.

5. Resistencia extrema a la corrosión y alta resistencia química: los cojinetes plásticos no se oxidan y son resistentes a muchos medios ambientales.

Si estás interesado en probar las ventajas de los cojinetes de fricción iglidur en tu aplicación, puedes solicitarnos muestras gratuitas.

Nuestros expertos estarán encantados de asesorarte.

¡Ya has votado!

También puede interesarte:

You are also welcome to comment on the article - we look forward to your opinion!